Tallo



 

El tallo es, entre las plantas con flores, el eje, generalmente aéreo, que prolonga la raíz y tiene las yemas y las hojas. Se ramifica generalmente en diversas ramas.

Se diferencia de la raíz por la presencia de entrenudos en los que se insertan las yemas auxiliares y las hojas, por la ausencia de cofia terminal y por su estructura anatómica. La transición entre raíz y tallo se hace en el “cuello”. Pueden existir tallos subterráneos como existen raíces aéreas.

Por su modo de crecimiento y de ramificación, el tallo determina el porte de la planta; También tiene una función de sostén de la planta y de transporte de los elementos nutritivos entre las raíces y las hojas.

Conocimientos adicionales recomendados

Tabla de contenidos

Arquitectura del tallo

- Como se ve en la ilustración, el tallo se compone de:

- 1) tallo principal (vástago)

- 2) tallo secundario

- 3) yema principal

- 4) yema secundaria

- 5) yema axilar

- 6) nudo

- 7) entrenudo


Estructura anatómica

El tallo es la parte de la planta que crece en sentido contrario de la raíz. De él salen las ramas o tallos secundarios, las hojas, las flores y los frutos.

Los tallos se pueden observar en el microscopio electrónico gracias a unos cortes transversales finos de tallo o de pedúnculos florales. Estos cortes pueden ser coloreados para permitir diferenciar las células y sus constituyentes gracias a la doble coloración: carmín-verde (colorante de Miranda).

Este colorante colorea de rosa las estructuras celulósicas ( como los parénquimas, el floema (4) primario y secundario y los colénquimas ) y en verde las estructuras que contienen moléculas emparentadas con los lípidos ( tejidos suberizados o lignificados como los parénquimas lignificados, los esclerénquimas, el xilema ( 2, 3 ) primario y secundario y en amarillento el súber ( llamado también corcho)

Un tallo está compuesto por dos zonas principales:  

  • La corteza ( 6 )

La corteza está constituida por un tejido de revestimiento de origen primario: la epidermis(7 ). Este último se compone de una sola capa de células alineadas una al lado de otra; se pueden ver los estomas de cuando en cuando para permitir los intercambios gaseosos entre el medio exterior y el tallo.

Bajo la epidermis se encuentra el parénquima cortical, un tejido compuesto de células más gruesas y menos organizadas. Es el lugar donde se realiza la fotosíntesis y puede servir de reserva a la planta. A menudo se encuentra debajo un parénquima lignificado ( aparece verde en el corte ) que sirve de sostén a la planta, es el esclerénquima ( 5 ).

  • El cilindro central

El límite entre la corteza y el cilindro central está delimitado por los haces conductores. Estos últimos se encuentran en otro parénquima llamado parénquima medular. Los haces están formados por dos tipos de vasos: el xilema ( 2, 3 ) y el floema ( 4 ). El xilema conduce la savia bruta compuesta de agua y sales minerales desde las raíces hacia los órganos fotosintéticos donde esta savia se carga de azúcar. Se transforma entonces en savia elaborada que es conducida por el floema hacia los órganos que piden energía, tales como las yemas, las raíces, los tubérculos , las flores, los frutos…

En el centro del tallo se encuentra la médula ( 1 ) o zona medular que contiene parénquimas de reserva. Entre las Poáceas ( gramíneas), esta zona está reemplazada por un vacío central. esto explica por qué el tallo de trigo está hueco cuando se corta.[1]

Ramificación

En las plantas vasculares la ramificación tiene lugar a partir de un tallo principal, del cual se originan los tallos laterales. En el caso de las coníferas en general, el tallo principal crece indefinidamente por la acción de una única yema apical que crece año tras año. Las ramas laterales crecen menos que el tallo principal ( abeto ).

Otras plantas se ramifican de una forma diferente. La yema apical crece nada más que durante un año, y son las yemas más próximas a la apical las encargadas de prolongar el tallo ( tilo )

Clases de tallos

 

  • Herbáceos. Tienen consistencia de hierba, como el trigo ( Triticum vulgare ).
  • Leñosos. Tienen consistencia de leña. En este grupo se encuentran las matas, que no superan el metro de altura, como el tomillo ( Thymus vulgaris ), los arbustos, que tienen entre uno y cinco metros de altura, como el boj ( Buxus sempervirens ) y los árboles que tienen más de cinco metros de altura, como los pinos.
  • Subterráneos:

Los rizomas. Tallos de longitud y grosor variables, que crecen horizontalmente a profundidades diversas según las especies. Los nudos llevan hojas pequeñas, y cada año producen raíces que penetran en el suelo y tallos aéreos de vida corta, la caña ( Arundo donax )

Los tubérculos. Más gruesos que los rizomas, se diferencian en que tienen crecimiento limitado, no presentan habitualmente raíces y suelen durar un solo periodo vegetativo. Muchos tubérculos se utilizan en la alimentación humana, como la patata ( Solanum tuberosum ).

Los bulbos. En su formación interviene un tallo muy corto y diversas hojas carnosas que lo recubren, como en las cebollas ( Allium ).

  • Aéreos

Se desarrollan al aire. Entre los tallos aéreos destacamos los rectos o ascendentes, que crecen de forma vertical. Los rastreros que crecen de forma horizontal sobre la tierra; algunos producen raíces en diversos puntos llamados estolones, como la fresa ( Fragaria vesca)[2]

Utilidad del tallo

Su utilidad es muy diversa; puede servir para:

  • La alimentación del hombre.
  • La alimentación de los animales.
  • Diversas industrias: textil, carpintería, etc.

Las maderas proceden de los troncos y de las ramas de los árboles. Constituyen la materia prima de varias industrias: muebles, papel, construcción... Los árboles de crecimiento lento dan maderas duras, de mejor calidad, que se emplean generalmente en la industria del mueble. Los árboles de crecimiento rápido dan maderas blandas que se usan principalmente para la fabricación de papel. Entre los árboles más finos de madera dura podemos encontrar la caoba, el ébano, la teca, y el palo rosa empleados para hacer muebles de gran calidad, y entre la blanda, las coníferas son muy comunes, como el alerce, pino, abeto; y otros como el álamo, haya, abedul y el roble, de aplicación en la industria de la construcción y otras.


Referencias

  1. *  : «Tige (botanique)», en Wikipedia francesa. ISSN
  2. *  : «Tija», en Wikipedia catalana. ISSN
 
Este articulo se basa en el articulo Tallo publicado en la enciclopedia libre de Wikipedia. El contenido está disponible bajo los términos de la Licencia de GNU Free Documentation License. Véase también en Wikipedia para obtener una lista de autores.
Su navegador no está actualizado. Microsoft Internet Explorer 6.0 no es compatible con algunas de las funciones de Chemie.DE.