Conducto auditivo externo



 

Conocimientos adicionales recomendados

El conducto auditivo externo es una cavidad del oído externo cuya función es conducir el sonido (las vibraciones provocadas por la variación de presión del aire) desde el pabellón auricular hasta el tímpano.

El canal auditivo mide 25 mm y tiene una frecuencia de resonancia que se encuentra en torno a los 3 kHz.

Función

El conducto auditivo actúa como una etapa de potencia natural que amplifica automáticamente los sonidos más bajos que proceden del exterior. Al mismo tiempo, en el caso contrario, si se produce un sonido muy intenso que puede dañar el oído, el conducto auditivo segrega cerumen (cera), con lo que se cierra parcialmente el conducto, protegiéndolo.Y si lo expones a demasiada resonancia te puede producir estallamiento.

Composición

La cera de los oídos es una sustancia viscosa que tiene ciertos componentes químicos que además de proteger al oído de los sonidos fuertes, lo protege de infecciones. La cera recoge la suciedad y mantiene limpio el conducto.

En su trayectorio presenta:

  1. Las glándulas cebáceas, productoras de cerumen (cera) que impide la penetración de polvo y retiene otra partícula extraña.
  2. Pelos cortos, irritables ante la presencia de cuerpos extraños.
 
Este articulo se basa en el articulo Conducto_auditivo_externo publicado en la enciclopedia libre de Wikipedia. El contenido está disponible bajo los términos de la Licencia de GNU Free Documentation License. Véase también en Wikipedia para obtener una lista de autores.
Su navegador no está actualizado. Microsoft Internet Explorer 6.0 no es compatible con algunas de las funciones de Chemie.DE.