Paco (droga)



  Paco es una droga callejera de bajo costo elaborada a partir de los residuos de la cocaína, procesada con queroseno y ácido sulfúrico (ocasionalmente se utiliza cloroformo, éter o carbonato de potasio). Se suele consumir por vía respiratoria en pipas (generalmente caseras) o sobre la marihuana en forma de cigarrillo (marciano, bazuco, nevado) y, debido a su composición química, es altamente tóxica y adictiva.

Conocimientos adicionales recomendados

Considerado formalmente como desecho químico, la sustancia se ha vuelto popular en las villas miserias de Argentina luego del colapso financiero que sufrió este país en el año 2001[1] . Con el fin de la convertibilidad, los punteros interrumpieron la distribución de marihuana y cocaína para incentivar el consumo de la droga colombiana conocida como "basuco"[2] . Los adictos a esta droga son corrientemente denominados como muertos vivos[1] debido a su apariencia física.

En Chile y en Argentina, así como en Montevideo, Uruguay se le conoce por el nombre de "Pasta Base", "Pasta", "Lata", "Tumba", entre otros. Dicha droga, ha desplazado a drogas más comunes tales como el porro y la cocaína por tener un precio muy bajo: la pasta base cuesta alrededor de 5,5 pesos argentinos (50 pesos uruguayos, aproximadamente dos dólares) y existen dosis menores que cuestan entre $25 y $30 uruguayos o 1 peso argentino y que se conocen como "chasquis", "petardo" ,"pitillo" (por unos pequeños petardos de similar apariencia). Un gran crecimiento en su consumo se observó alrededor del año 2002.

Por otro lado, en estos países es cada vez más común el uso de "bazuco", es decir marihuana mezclada con pasta base y consumida como cigarrillo en lugar de pipa, ya que el efecto de la droga no es tan fuerte convirtiéndola así en una sustancia de punto medio entre el porro y la pasta base en cuanto al efecto producido.

Las etapas por las que transita un consumidor al momento de consumir paco son tres.

  • Euforia: disminución de las inhibiciones y sensación de placer.
  • Disforia: el consumidor comienza a sentirse angustiado, deprimido e inseguro.
  • Adicción: consumo sin interrupciones, buscando mitigar la sensación de disforia.
  • Etapa de psicosis y alucinaciones: surge la pérdida de contacto con la realidad, agitación, paranoias, agresividad y alucinaciones que pueden durar semanas.

La euforia que siente el usuario al ingerir una dosis dura de 1 a 5 minutos, dependiendo de la cantidad y la calidad de la droga. Considerando lo anterior y la adicción a la misma, cuando un consumidor empieza fumando una dosis generalmente sigue hasta que se le agotan sus recursos, volviendo repetidamente a la "boca de venta" a buscar más droga, cegado por las ansias de volver a fumar. Durante la euforia, la persona parece atontada, se queda sin habla y se le abren los ojos más de lo normal. Luego de esta euforia pasajera todo lo demás es disforia y adicción o como se dice popularmente "fisura" o estar "doblado" "quebrado", la persona se vuelve seria y su único interés es seguir fumando cueste lo que cueste.

Los consumidores frecuentes de paco, especialmente aquellos con escasos recursos económicos, cometen delitos, se prostituyen o venden sus pertenencias -hasta las más básicas- para obtener más de esta droga.[1] La socióloga Alcira Daroqui, empleada en los juzgados de menores de Quilmes, cita a una joven adicta al paco luego de su internación: "Yo agradecí haberle dejado mi piba a mi papá aunque él era violento, porque si no, yo era capaz de haberla vendido"[2] .

El consumo de paco se realiza a través de pipas caseras (latas agujereadas, antenas de televisión, etc.), donde se mezcla el producto con viruta de metal y ceniza de cigarrillo de tabaco o virulana metálica a modo de filtro.

El gobierno de la Provincia de Buenos Aires indicó que el consumo intenso de paco puede producir muerte cerebral en al menos 6 meses. El adicto al paco puede fumar por día, en promedio, 10 a 15 cigarrillos. El efecto de un cigarrillo dura entre dos a cinco minutos. Suponiendo que la droga se logró al menor precio actual (2 pesos, aproximadamente 0,62 dólares) entonces, al mes tendrá que gastar entre 600 y 900 pesos en lugar de $300 a $450 como ocurría en el inicio de la comercialización, cuando costaba 1 peso (aproximadamente 0,32 dólares).[3] Sin embargo, el consumo comenzó a diseminarse entre los adolescentes de clase media, quienes pagan entre $2 a $5 por un producto más sofisticado.[4] Si bien el paco es una droga de bajo costo, la adicción que produce y su efecto breve obliga al consumo reiterado por parte del usuario, quien puede fumar una decena o más de cigarrillos de paco por día[5]

Se estima que, en Argentina, se consumen 400.000 dosis de paco por día.[6] El Estudio Nacional sobre Consumo de Sustancias Psicoactivas del SENDRONAR indicó que el consumo de pasta base de cocaína creció en los últimos años un 200%. La organización Madres en Lucha, que reúne unas 150 mujeres con hijos afectados por el consumo de pasta base, advirtió que en la zona sur de la Ciudad de Buenos Aires y el conurbano mueren "dos jóvenes por semana" debido a causas relacionadas al paco.[7]

Efectos secundarios

Referencias

  1. a b c Investigative journalist Kelly Hearn exposes a startling trend in Argentina's slums: a new kind of highly addictive, inexpensive (around 30 cents a hit) cocaine known as "Paco" (en inglés)
  2. a b Los muertos del paco (Página 12)
  3. El nuevo precio del paco (Infobae, 31 de octubre de 2007)
  4. Cada vez más jóvenes salen a robar para comprar paco (Infobae)
  5. Cerca del 50% de jóvenes que viven en zonas críticas consumen "paco" (Canal 26)
  6. Argentine Slums Mired in New Drug Problem (en inglés)
  7. Se triplicó el consumo de paco en la Capital Federal (Infobae)

Enlaces externos

  • El Consumo de Paco es imparable en el conurbano (Infobae)
  • Mucha pasta (Página 12)
  • El consumo de Drogas en la República Argentina
  • Cheap Cocaine Floods Argentina, Devouring Lives (The New York Times)
 
Este articulo se basa en el articulo Paco_(droga) publicado en la enciclopedia libre de Wikipedia. El contenido está disponible bajo los términos de la Licencia de GNU Free Documentation License. Véase también en Wikipedia para obtener una lista de autores.
Su navegador no está actualizado. Microsoft Internet Explorer 6.0 no es compatible con algunas de las funciones de Chemie.DE.