Antitoxina



Una antitoxina es un anticuerpo formado en un organismo como respuesta a la presencia de una toxina bacterial en su interior, a la cual puede neutralizar.

Conocimientos adicionales recomendados

Las personas que se han recuperado de enfermedades bacterianas, desarrollan antitoxinas específicas que les proporcionan inmunidad contra la reincidencia del padecimiento. Al inyectar a un animal que generalmente son caballos con altas dosis de alguna toxina, estos producen una gran concentración de antitoxinas en su sangre. Con estos anticuerpos altamente condensados, se preparan los llamados antisueros.

La primera antitoxina fue desarrollada en 1890 a partir de un tipo específico de difteria. Hoy en día, las antitoxinas son usadas también en el tratamiento del botulismo, la disentería, la gangrena gaseosa y el tétanos.

 
Este articulo se basa en el articulo Antitoxina publicado en la enciclopedia libre de Wikipedia. El contenido está disponible bajo los términos de la Licencia de GNU Free Documentation License. Véase también en Wikipedia para obtener una lista de autores.
Su navegador no está actualizado. Microsoft Internet Explorer 6.0 no es compatible con algunas de las funciones de Chemie.DE.