Virus del papiloma humano




Virus del papiloma humano
Clasificación y recursos externos

Aviso médico

CIE-10 B 97.7, b 95
CIE-9 079.4 078.1; 079.4
DiseasesDB 6032
Medline Buscar en Medline (en inglés)
MeSH D030361

Sinónimos
?
Papillomavirus

ME del virus del Papiloma
Clasificación científica
Grupo: I (Virus ADN bicatenario)
Familia: Papovaviridae

Los "virus del papiloma humanos" (VPH) son un grupo diverso de virus ADN que infectan la piel y membranas mucosas de humanos y de variedad de animales. Se han identificado más de 100 diferentes tipos de HPV.

Algunos tipos de VPH pueden causar condilomas mientras otros infecciones subclínicas, resultando en lesiones precancerosas. Todos los VPH se transmiten por contacto piel a piel.

Entre 30 y 40 VPH se transmiten típicamente por contacto sexual, infectando la región anogenital. Algunos tipos de transmisión sexual de VPH(tipos 6 y 11), pueden causar verrugas genitales. Sin embargo, otros tipos de VPH que pueden infectar los genitales no causan ningunos signos apreciables de infección.


Una persistente infección con un subgrupo de cerca de 13 VPH sexualmente transmitidos, llamados «de alto riesgo», incluyendo a los tipos 16, 18, 31, 33, 35, 39, 45, 51, 52, 56, 58, 59, 68 —que son diferentes de los que causan verrugas— pueden favorecer el desarrollo de

  • CIN (neoplasia cervical intraepitelial),
  • VIN (neoplasia vulvar intraepitelial),
  • PIN (neoplasia peneana intraepitelial), o
  • AIN (neoplasia anal intraepitelial).

Esas son lesiones precancerosas y pueden progresar a cáncer invasivo. Una infección de VPH es un factor necesario en el desarrollo de casi todos los casos de cáncer cervical.[1]

Un papanicolaou (Pap) cervical con pruebas de ADN de VPH, se usa para detectar anormalidades celulares y la presencia de VPH. Esto permite la remoción localizada quirúrgica de condilomatos y/o lesiones precancerosas antes del desarrollo de cáncer cervical invasivo. Aunque el amplísimo uso del Pap ha reducido la incidencia y letalidad del cáncer cervical en países en desarrollo, aún la enfermedad mata varios centenares de mujeres por año mundialmente. Gardasil, una vacuna VPH recientemente aprobada, bloquea la infección inicial contra varios de los tipos más comunes de VPH sexualmente transmitidos, lo que puede hacer decrecer la incidencia del HPV en generar cáncer.[2]

Conocimientos adicionales recomendados

Tabla de contenidos

Prevalencia del VPH genital en EE. UU.

Las estadísticas de la infección de VPH varían, con una revisión que encuentra reportes con valores entre 14% a 90%.[3] La razón mayor del número conflictivo es simplemente una falta de contexto. Por ej., un reporte del número de mujeres que podrían estar infectadas por algún tipo, será mucho mayor que el número corrientemente infectadas por uno de los tipos de más alto riesgo. Esa confusión en los artículos se potencia con las noticias cubiertas de un estudio publicado en febrero de 2007. Algunos cabezales de noticias pusieron «Tienen HPV más mujeres de lo esperado», mientras otros dijeron que la infección era «más rara que las primeras estimaciones>.[4] [5] Ambos tienen "medias verdades", y en contexto:

El estudio halló que, durante 2003–2004, prevaleció un 26,8% de mujeres entre 14 a 59 años infectadas con al menos un tipo de VPH. Esto fue mayor de lo previamente estimado. De los cuatro tipos prevenidos por la vacuna Gardasil, sin embargo, solo el 3,4% se infectó, que fue más bajo de lo previamente estimado. De los tipos de virus de alto riesgo que causan cáncer, el 15,2% se infectó.[6]

La infección de VPH genital es muy común, estimándose que más del 50% de mujeres se infectarán con uno o más de los tipos de VPH sexualmente transmitidos durante la adultez.[7]

En 2006, las proyecciones de la Asociación Estadounidense de Salud Social fueron aún más pesimistas, prediciendo que cerca del 75% de la población reproductiva se infectará con la infección de HPV genital en su tiempo de vida.[8] Los estudios muestran que la infección por HPV es mucho más activa en la comunidad gay; mostrando un enlace entre la infección por VPH y los cáncer de pene y anal, y el riesgo de cáncer anal es 17 a 31 veces mayor entre gays y hombres bisexuales que entre los heterosexuales.[9] [10]

Aunque es posible testear el ADN del VPH en hombres,[11] no hay tests aprobados por la FDA, ya que la prueba es inconcluyente y médicamente innecesaria.[9] [12] [13]

No hay un test de infección por VPH en hombres. Sin embargo, aunque no hay una guía formal, algunos expertos creen que los hombres que reciben sexo anal deberían hacerse un papanicolaou anal de rutina, especialmente si ya saben que están infectados con HIV. Consulte con un profesional si debería ser testeado.[14]

Información del Centro de Control de Enfermedades

De acuerdo a los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de los Estados Unidos (CDC), hacia los 50 años, más del 80 % de las mujeres estadounidenses contraen al menos una de los tipos de VPH genital. A todas las mujeres se les recomienda mucho realizarse anualmente un pap para detectar anormalidades celulares causadas por PVH.[15]

El VPH genital es la infección más común de transmisión sexual en EE. UU. Cerca de 6,2 millones se infectan con HPV genital cada año. De acuerdo al "National Cervical Cancer Coalition NCCC", el 11 % de las mujeres estadounidenses no se hacen el Pap; y esas mujeres sin control de cáncer cervical regularmente, dramáticamente incrementan su posibilidad de tener cáncer cervical. Cerca de 14.000 estadounidenses se diagnostican con cáncer cervical cada año, y más de 3.900 mujeres mueren en EE. UU. cada año de esa enfermedad.

Información de la Asociación Médica de EE. UU.

De acuerdo a la Revista de la Asociación Médica Estadounidense (JAMA) (Dunne, Eileen F. et al, 2007) la prevalencia de la infección con VPH entre mujeres estadounidenses es como sigue:[6]

  • 24,5% prevalece el VPH en mujeres de 14 a 19 años
  • 44,8% prevalece el VPH 20 a 24 años
  • 27,4% prevalece el VPH 25 a 29 años
  • 27,5% prevalece el VPH 30 a 39 años
  • 25,2% prevalece el VPH 40 a 49 años
  • 19,6% prevalece el VPH 50 a 59 años

Ciclo de vida del VPH

El ciclo de vida del VPH sigue estrictamente el programa de diferenciación de la celula huesped queratinocito. Se piensa que el virión HPV infecta tejidos epiteliales por microabrasiones, donde, el virión se asocia con receptores putativos como son las alfa integrinas y las lamininas, entrando los viriones dentro de células epiteliales basales a través de endocitosis mediada por clatrina y/o con endocitosis mediada por caveolina, dependiendo del tipo de HPV. En ese punto, el genoma viral es transportado al núcleo por mecanismos desconocidos y se establece con un número de copias entre 10-200 genomas virales por célula.

Luego ocurre un complejo mecanismo de transcripción en cascada, al dividirse el queratinocito huesped e incrementarse la diferenciación en las capas superiores del epitelio. Se piensa que los oncogenes virales E6 y E7 modifican el ciclo celular, consiguiendo mantener el queratinocito diferenciado en un estado amigable a la amplificación de la replicación del genoma viral y consecuente expresión tardía del gen. En las capas superiores del epitelio del hospedante, los últimos genes L1 y L2 se transcriben/traducen y sirven como proteínas estructurales que se encapsulan para los genomas virales amplificados. Los viriones pueden luego descamarse en las escamas muertas del epitelio del huesped y el ciclo de vida viral continua. Esta enfermedad, actualmente, NO TIENE CURA; pero en general el cuerpo lo elimina con el paso del tiempo. Se considera que saber si se tiene o se ha tenido VPH en algun momento de la vida, no es muy importante para la salud de un hombre, diferente al caso de una mujer, pues las posibilidades de crear un cancer son mas altas.

Enfermedades inducidas por el VPH

Enfermedad Tipo VPH
Verruga común 2, 7
Verruga plantar 1, 2, 4
Verruga cutánea chata 3, 10
Verruga genital anal 6, 11, 42, 43, 44, 55 y otras
Malignidades genitales 16, 18, 31, 33, 35, 39, 45, 51
Epidermodisplasia verruciforme más de 15 tipos
Hiperplasia focal epitelial (oral) 13, 32
Papilomas orales 6, 7, 11, 16, 32

Verrugas cutáneas

  • Verrugas comunes: algunos tipos "cutáneos" de VPH, como las HPV-1 y HPV-2, causan verrugas comunes; encontradas con frecuencia en manos y pies, pero pueden aparecer en otras áreas, como rodilla y codo. Estas verrugas tienen una superficie característica de coliflor, y típicamente elevada ligeramente por encima de la piel circundante. Los tipos cutáneos de HPV no suele causar usualmente verrugas genitales y no se asocian con el desarrollo de cáncer.
  • Verrugas plantares se encuentran en la base del pie; y crecen hacia adentro, generalmente causando dolor al caminar.
  • Verrugas subunguales o periunguales se forman debajo de la uña (subungual), alrededor de la uña o en la cutícula (periungual).Pueden ser más difícil de tratar que otras verrugas de diferentes lugares.
  • Verrugas planas: se ubican comúnmente en los brazos, cara o nuca. Como las verrugas comunes, estas planas se presentan más en niños y adolescentes. En personas con la función inmune normal, estas verrugas planas no se asocian con el desarrollo de cáncer.

Verrugas genitales

Las Verrugas genitales o anales (condilomata acuminata o verrugas venéreas) son el más fácil signo reconocido de infección de VPH genital. Aunque hay una amplia variedad de tipos de VPH que pueden causar verrugas genitales, los tipos 6 y 11 dan cerca del 90% de todos los casos.[16] [17]

Mucha gente que adquiere verrugas genitales asociadas con tipos de VPH, resuelve la infección rápidamente sin siquiera desarrollar verrugas u otros síntomas. Se puede transmitir el virus a otros aún si no se han desplegado ningunos de los síntomas de infección. Sin embargo, en la vasta mayoría de casos, esta no es causa de no hacerse adecuados tests rutinariamente administrados.

Los tipos de VPH que tienden a causar verrugas genitales no son los mismos que causan cáncer cervical. Sin embargo, desde que un individuo puede infectarse con múltiples tipos de HPV, la presencia de verrugas no es regla de que esté ausente la posibilidad de la presencia de tipos de alto riesgo del virus.

Cáncer

Cerca de una docena de tipos de VPH (incluyendo los tipos 16, 18, 31, 45) se llaman tipos de "alto riesgo" debido a que pueden disparar un cáncer cervical.[18] o también cáncer anal, cáncer vulvar, cáncer de pene.[19] Varios tipos de HPV, particularmete el tipo 16, han sido hallados asociados con carcinoma orofaríngeo de células escamosas, una forma de cáncer de cabeza y cuello, (en inglés).[20] Los cánceres inducidos por HPV con frecuencia tienen secuencias virales integradas en el ADN celular. Algunos de los genes "tempranos" de HPV, como E6 y E7, se conocen de actuar como oncógenos promoviendo el crecimiento tumoral y la transformación a maligno.

La proteína p53 previene el crecimiento celular en presencia de ADN dañado primariamente a través del dominio de la proteína X asociada con BCL-2 (BAX) (que bloquea los efectos de la antiapoptosis del receptor BCL-2, (en inglés) mitocondrial. En adición, el p53 también sobrerregula la proteína p21, bloqueando la formación del complejo ciclina D/Cdk4, y así previniendo la fosforilación de RB y, a su vez, haciendo titubear la progresión del ciclo celular por prevenir la activación de E2F. Abreviando, p53 es un gen supresor tumoral que arresta el ciclo celular, cuando hay ADN dañado. Las proteínas E6 y E7 trabajan inhibiendo los genes supresores de tumores, en tal proceso: E6 inhibe p53, mientras E7 inhibe a p53, p21, y a RB.

Una historia de infección con uno o más tipos de VPH de alto riesgo, se cree ser un prerrequisito para el desarrollo de cáncer cervical (y la vasta mayoría de las infecciones HPV no son de alto riesgo); de acuerdo a la "Sociedad Estadounidense de Cáncer, ACS", las mujeres sin historia de virus no desarrollan ese tipo de cáncer. Y, la mayoría de las infecciones de VPH son resueltas rápidamente por el sistema inmune y no progresan a cáncer cervical. Debido a que el proceso de transformar células cervicales normales en cancerosas es lento, el cáncer ocurre en gente que han sido infectadas con HPV por un largo tiempo, usualmente una década o más.[21] [22]

Los VPH sexualmente transmitidos también pueden causar la mayor fracción de cáncer anales y aproximadamente el 25% de cáncer de boca y garganta (orofaringe). Este último comúnmente presente en el área de las amígdalas, y el VPH se enlaza con el incremento de cáncer oral en no fumadores.[23] [24] El contacto de sexo anal o de sexo oral con una pareja sexual infectada de VPH puede incrementar el riesgo de desarrollar esos tipos de cánceres.[20]

Papilomatosis respiratorias

Los tipos de VPH 6 y 11 pueden causar una rara condición conocida como papilomatosis laríngea recurrente (una papilomatosis respiratoria), en donde las verrugas se forman en la laringue u en otras áreas del tracto respiratorio.[25] [22]

Esas verrugas pueden recurrir frecuentemente, y requerir cirugías repetitivas, interferir con la respiración, y en casos extremadamente raros progresar hacia cáncer.[26] [22]

Epidemiología

Un factor primordial que puede ser causa asociada con las heridas provocadas en zonas poco salubres.

HPV cutáneos

La infección con HPV cutáneos es ubicua.[27] Algunos tipos de HPV, como HPV-5, puede establecer infecciones que persisten por el tiempo de vida de individuos, sin siquiera manifestar ningunos síntomas clínicos. Como la rémora que no daña al tiburón, esos tipos HPV pueden pensarse como comensales de humanos. Otros HPV cutáneos, como los tipos 1 o 2 de HPV, pueden causar verrugas comunes en algunos individuos infectados. Las verrugas cutáneas son muy comunes en la niñez, y típicamente aparecen y remiten espontáneamente con el curso de semanas a meses. Cerca del 10% de adultos también sufre de verrugas cutáneas recurrentes. Se cree que todos los HPV son capaces de establecer infecciones "latentes" de largo término en un pequeño número de células madres presentes en la piel. Aunque esas infecciones latentes puede que nunca sean completamente erradicadas, el control inmunológico está pensado para bloquear la aparición de síntomas como verrugas. El control inmunológico del HPV es del tipo específico, significando esto que un individuo puede hacerse inmunológicamente resistente a un tipo de HPV mientras permanece susceptible a otros tipos.

HPV genitales

Un gran incremento en la incidencia de infección genital por HPV ocurre a la edad donde los individuos comienzan su actividad sexual. La gran mayoría de las infecciones genitales por HPV nunca causan síntomas patentes, y son aclaradas por el sistema inmune en materia de meses.

Como con los HPV cutáneos, se cree que la inmunidad al HPV es de tipo específica. Un subgrupo de individuos infectados pueden fallar en producir infección genital de HPV bajo control inmunológico. Uniendo la infección con los tipos de HPV de alto riesgo, como los HPV 16, 18, 31 y 45, puede arrancar el desarrollo de cáncer cervical u otros tipos de cáncer.[28]

Los tipos HPV de alto riesgo 16 & 18 son responsables juntos, del 65% de los casos de cáncer cervical.[29] [7]

El tipo 16 causa 41 a 54% de los cánceres cervicales,[30] [7] y agrega aún mayor cantidad de cánceres vaginales/vulvares inducidos por HPV,[31] cánceres de pene, anales y de cabeza y cuello.[32]

Salud pública y HPV genitales

De acuerdo a los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de los Estados Unidos, a los 50 o más años el 80% de las mujeres estadounidenses contraerán al menons una raza de HPV genital. Se les encomienda a las mujeres hacerse anualmente un pap para detectar anormalidades celulares causadas por HPV.[15]

La vacuna HPV, Gardasil, protege contra las dos razas de HPV que causan el 70% de los casos de cáncer cervical, y las dos razas de HPV causantes del 90% de las verrugas genitales.

El CDC recomienda que niñas y niños de entre 11 y 26 años sean vacunados.[15]

Transmisión perinatal

Aunque los tipos genitales de HPV son a veces transmitidos de madre a hijo durante el nacimiento, la aparición del HPV genital relacionado con enfermedades en recien nacidos es rara. La transmisión perinatal de tipos de HPV 6 y 11 pueden resultar en el desarrollo de papilomatosis respiratoria recurrente juvenil (JORRP). La JORRP es muy rara, con tasas de cerca de 2 casos por 100.000 niños en EE. UU.[22] Aunque esa tasa de JORRP es sustancialmente mayor si la mujer presenta verrugas genitales al tiempo de dar a luz, el riesgo de JORRP en tales casos es menor al 1%.

Detección de cáncer cervical y prevención

Mucha gente se infecta con varios tipos cutáneos de HPV durante su niñez. Los virus del Papiloma tienen una cubierta protectora proteica o "cápside", que luego puede ser capaz de sobrevivir en el ambiente por largos periodos de tiempo. Debe evitarse el contacto con superficies contaminadas, tales como pisos de duchas comunales o de líneas aereas, reduciendo el riesgo de infección por HPV cutáneo. También tratando las verrugas comunes bien pronto, puede reducir la expansión de la infección a sitios adicionales.

Las infecciones genitales de HPV pueden distribuirse ampliamente sobre piel genital y superficies mucosas, y la transmisión ocurrir aunque no se tengan síntomas visibles. Varias estrategias deberían emplearse para minimizar el riesgo de desarrollar enfermedades causadas por HPV genitales:

Campaña de Pap

Artículo principal: Prueba de Papanicolaou

 

Ciertos tipos de HPV sexualmente transmitidos pueden causar cáncer cervical. Una persistente infección con uno o más de cerca de una docena de esos tipos de HPV de "alto riesgo" es un factor importante en la mayoría de todos los casos de cáncer cervical. El desarrollo del cancer cervical inducido por HP es un proceso lento que generalmente toma muchos años. Durante la fase de desarrollo, células precancerosas pueden ser detectadas por una citología anual o semianual de Papanicolaou, coloquialmente "Pap". El Pap es una efectiva estrategia para reducir el riesgo de cáncer cervical. El test de Pap involucra tomar tejido del cérvix, colocarlo en una platina de vidrio, y examinar bajo microscopio para detectar células anormales. Es un método 70% a 80% efectivo en detectar anormalidades celulares por HPV. Un más sensible método es el “Preparado Delgado,” en donde el tejido del cérvix se pone en una solución líquida, y es 85% a 95% efectivo en detectar anormalidades celulares causadas por HPV. Este último test Pap se usa mayormente en mujeres de más de 30. Es una combinación de test Pap-ADN HPV. Si este test viene negativo, puede esperarse tres años antes de hacérselo nuevamente. Se puede indicar una inspección detallada del cérvix por colposcopia si células anormales se detectan por test rutinario Pap. Un ejemplo frecuente de ocurrencia de células anormales que se encuentran en asociación con el HPV son los coilocitos (ver figura.)

Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de los Estados Unidos (CDC) recomiendan que las mujeres se hagan el Pap no más allá de 3 años después de su primer relación sexual y no más de 21 años de edad. Las mujeres deben hacerse un Pap cada año hasta los 30. Y después, deben discutir los factores de riesgo con su médico para determinar si el Pap debería hacerse anualmente. Si los factores de riesgo son bajos y los Pap previos han dado negativo, muchas mujerers solo necesitan hacerse el test cada 2-3 años hasta los 65 (Centro de Control de Enfermedades 2005).

Desde que esas herramientas de control han sido desarrolladas ha bajado un 70% las muertes por cáncer cervical en los últimos 50 años. El test Pap ha probado ser uno de los más exitosos tests de control en la historia de la medicina, aunque el Colegio de EE. UU. de Obstetras y Ginecólogos asegura que los nuevos tests basados en la citología (Thinprep y Surepath) harán caer otro 15-35% de CIN3 (neoplasia cervical intraepitelial) y cáncer.

En estudio publicado en abril de 2007 se sugirió que la acción de extraer tejido con el Pap produce una respuesta inflamatoria citocínica, que puede dar inicio a un clearance inmunológico de HPV, aunque reduce el riesgo de cáncer cervical.

La mujer que ha dado positivo en un solo Pap en su historia tiene menor incidencia de cáncer. "Una declinación estadísticamente significativa en el HPV se correlaciona positivamente con la cantidad de Pap en la vida humana."[33]

Se ha sugerido que el Pap puede ser beneficioso para control de cáncer anal en algunas subpoblaciones de gays.[34]

Pruebas de HPV

Una prueba HPV detecta ciertos tipos de papilomavirus humano (HPVs), dependiendo de la prueba. Un metodo para detectar el ADN de los HPVs de alto peligro ha sido recientemente agregado al rango de opciones clínicas para la detección de cancer cervical.

En marzo de 2003, la organización estadounidense FDA (Administración Federal de Medicinas y Alimentos) aprobó una prueba de una captura híbrida, comercializada por Digene, como un utensilio de captura primario para la detección de infecciones HPV de alto riesgo que pueden llegar al cáncer cérvico. Esta prueba también fue aprobada para el uso de pruebas de detección de Pap, y puede ser ordenada en respuesta para resultados anormales del Pap.

Añadir la prueba de HPV a todas las mujeres de más de 30 años mejora la sensibilidad sobre la citología aislada hasta casi el 100% y da la opción al facultativo de aumentar el intervalo entre citologías hasta 3 años.

De acuerdo con la CDC no existe una prueba para determinar la infección en hombres. Las "anormalidades" genitales son el único signo visible de HPV en hombres, y puede ser identificado con un chequeo visual del área genital. Estas "anormalidades" visibles, sin embargo, son el resultado de tipos de HVP no cancerígenos. Soluciones de vinagre han sido útiles para indentificar "anormalidades" haciéndolas más notorias, pero estas pruebas han resultado ser más favorables en áreas húmedas, como el tracto genital femenino.

La CDC dice en su página web "STD Facts-HPV Vaccine" que "Una prueba de HPV o una prueba Pap puede decir de una mujer que tenga HPV, pero estas pruebas no pueden especificar el tipo de HPV que la mujer tenga."[35]

Y de acuerdo al CDC, aún no hay tests comercialmente disponibles para determinar infección en hombres. Las verrugas genitales son el único signo visible de HPV en hombres, y pueden ser identificados con un chequeo visual del área genital. Aunque generalmente los crecimientos verrugales visibles, no son usualmente el resultado de tipos de HPV no cancerígenos. Las soluciones de vinagre se usan para identificar verrugas chatas, resaltándolas, pero solo es útil en áreas de mucosas húmedas, como es el tracto genital femenino.[36]

La CDC en su página web "Hechos STD - vacuna HPV" quet "un test de HPV o un Pap pueden indicarle a una mujer que tiene HPV, pero sin decir a qué tipo específico de HPV corresponde."

Vacuna

Vacuna preventiva

El 8 de junio de 2006, la FDA aprobó Gardasil, una vacuna profiláctica contra el VPH comercializada por Merck & Co., Inc. Los ensayos clínicos de la vacuna,[37] realizados entre mujeres adultas con una mediana de edad de 23, mostraron protección contra la infección inicial por los serotipos 16 y 18, que en conjunto causan aproximadamente un 70% de los cánceres de cérvix. Estos serotipos de VPH también causan tumores anorrectales tanto en mujeres como en hombres.

El ensayo también mostró una eficacia del 100% frente a infecciones peristentes, no sólo frente a las agudas. La vacuna también protege contra los serotipos 6 y 11, causantes del 90% de las verrugas genitales. Las mujeres pueden ser vacunadas en un rango de edad de entre 9 y 26 años, aunque menores no formaron parte del ensayo clínico. Se espera que GlaxoSmithKline busque la aprobación como vacuna profiláctica para los tipos HPV 16 y 18, a principios del 2007,y conocida como Cervarix. Puesto que la actual vacuna no protegerá a las mujeres frente a todos los serotipos de VPH que causan cáncer cervical, es importante que las mujeres sigan con las pruebas de citología y Papanicolau, incluso después de haber recibido la vacuna. Por otra parte, el Centers for Disease Control and Prevention (CDC) recomienda la vacunación a aquellas mujeres ya infectadas por el VPH.

La vacuna no tiene efectos colaterales, con excepción de dolor alrededor del área de inyección. La FDA y la CDC consideran a la vacuna completamente segura. No contiene mercurio, thimerosal ni virus atenuados (solo virus muertos).[15] Merck & Co., Inc, el manufacturador de Gardasil, continua con las pruebas a mujeres que han recibido la vacuna para determinar su eficacia sobre un periodo de vida.

Tanto hombres como mujeres son portadores del VPH. Para erradicar la enfermedad, eventualmente los hombres tendrán que ser vacunados. Hoy por hoy se están llevando a cabo estudios para determinar la eficiencia de vacunar niños con la vacuna actual.[38]

La vacuna (comúnmente conocida como Gardasil) se administra en 3 dosis a lo largo de 6 meses con un coste de unos 300€. La CDC recomienda a mujeres entre 11 y 26 años que se vacunen,[15] aunque niñas de incluso 9 años pueden verse beneficiadas.[39]

El 26 de octubre de 2007, el gobierno del Reino Unido anunció que todas las mujeres a partir de los 12 años serían vacunadas contra el VPH gratuitamente, en el contexto de un programa con un presupuesto de 100 millones de libras. Para el 2009, esta vacuna se encontrará dentro del programa estándard de vacunación en el Reino Unido.

Unica Vacuna Terapeutica llamada ONCOVACC

El laboratorio mexicano ORBI (Organzacion de Reactivos, Biologicos e Inmunologia) empezara ventas de la primera vacuna terapeutica llamada ONCOVACC en la segunda mitad del 2008. Para mayor informacion visite www.orbipharma.com.mx o contacte la empresa directamente orbi1{at}wtcmexico.com.mx

Preservativos

El Centers for Disease Control and Prevention (centro para el control y prevención de enfermadades) afirma que "Aunque no se conoce exactamente el efecto de los preservativos en la prevención de la infección por VPH, el uso de preservativo se ha asociado con una tasa más baja de cáncer de cérvix, enfermedad en directa relación con el HPV."[40]

De acuerdo con Marcus Steiner y Willard Cates en el New England Journal of Medicine, "la protección que ofrecen los preservativos no puede ser cuantificada exactamente”.[41] Sin embargo, en un estudio en el mismo ejemplar,[42] de 82 mujeres universitarias seguidas en la práctica clínica habitual durante 8 meses, la incidencia de VPH genital fue 37.8 por 100 pacientes-año entre las mujeres cuyas parejas empleaban preservativo en todas sus relaciones sexuales, frente a 89.3 por 100 pacientes-año en aquéllas cuyas parejas empleaban preservativo en menos del 5% de las relaciones. Los investigadores concluyeron que "entre mujeres que empiezan a ser sexualmente activas, el uso constante del preservativo en sus relaciones por sus parejas parece ser que reduce el riesgo de infección por HPV cervical y vulvovaginal."

Otros estudios han sugerido que el uso regular del condón puede limitar efectivamente la insistencia y esparcimiento de HPV hacia otras áreas genitales en individuos ya infectados.[43] [44]

Y, el uso del condón puede reducir el riesgo que individuos infectados desarrollará hacia cáncer cervical o desarrollo de "anormalidades" genitales. Planned Parenthood (padres amorosos), recomienda el uso del condón con el fin de prevenir el riesgo de contagio de HPV.[45]

Frutas y vegetales

El alto consumo de vegetales es asociado a un 54% de disminucion de persistencia de riesgo de HVP. El consumo de la papaya, al menos una vez a la semana favoreció a invertir la persistencia de infeccion de HPV (según Cromax 1629, 2008)


Síntomas

Algunos de los síntomas más importantes que sugieren la presencia de virus del papiloma humano son:

Irritaciones constantes en la entrada de la vagina con ardor y sensación de quemadura durante las relaciones sexuales (se denomina vulvodinia)

Pequeñas verrugas en el área ano-genital: cérvix, vagina, vulva y uretra (en mujeres) y pene, uretra y escroto (en varones).

Pueden variar en apariencia (verrugas planas no visibles o acuminadas si visibles), número y tamaño por lo que se necesita de la asistencia de un especialista para su diagnóstico.

Alteraciones del Papanicolaou que nos habla de que en el cuello del útero hay lesiones escamosas Intraepiteliales (zonas infectadas por VPH, que pueden provocar cáncer)

Tratamiento

Muchas víctimas de verrugas HPV relatan el éxito que usa el vinagre de manzana orgánico (con acidez de 5%). Se aplica a las áreas infectadas una toalla de papel humedecido en vinagre, y se asegura con cinta adhesiva. Las personas que registraron los mejores resultados dejaron la toalla de papel empapada durante horas, o incluso durante toda la noche. El resultado es que la verruga se torna brillante blanca en colores, y después de varios tratamientos, comienza a tornarse negra y morir, tarde o temprano descamarse. Muchos usuarios relatan el éxito que mezcla el ACV con las pequeñas cantidades de ajo y el aceite de árbol de té también preparando la solución en aceite, que humedece la piel ayudando en el retiro de verrugas HPV [1]


Historia del descubrimiento de la relación entre el virus y el cáncer

El hecho de que las prostitutas tuvieran un porcentaje de cáncer cervical mucho más alto que las monjas fue una observación clave por parte de investigadores a la hora de especular con una relación entre el HPV transmitido sexualmente y el cáncer cervical.

Enlaces

  • Asociación Española de Patología Cervical y Colposcopia (AEPCC)
  • EST - Virus del papiloma humano, un sitio para los jóvenes (en inglès)
 
Este articulo se basa en el articulo Virus_del_papiloma_humano publicado en la enciclopedia libre de Wikipedia. El contenido está disponible bajo los términos de la Licencia de GNU Free Documentation License. Véase también en Wikipedia para obtener una lista de autores.
Su navegador no está actualizado. Microsoft Internet Explorer 6.0 no es compatible con algunas de las funciones de Chemie.DE.