Conducto biliar común



  El conducto biliar común o colédoco es un conducto de la vía biliar originado de la fusión del conducto hepático común con el conducto cístico y que desemboca en la segunda porción del duodeno. Se llama así porque conduce (-doco) la bilis (cole-) al intestino.

Conocimientos adicionales recomendados

Tabla de contenidos

Anatomía

La bilis, sintetizada en el hígado, es llevada por los conductos hepáticos derecho e izquierdo, los cuales convergen y forman el conducto hepático común. En este conducto, la bilis puede ser dirigida a la vesícula biliar para su almacenamiento o bien puede entrar en la porción superior del conducto biliar común y continuar hasta drenar en el duodeno.

En la porción distal del colédoco, antes de unirse al duodeno, se empata con el conducto de Wirsung del páncreas. Desde ese punto de unión, el conducto biliar común se vuelve muy corto y prácticamente no existe, ya que el conducto pancreático y el conducto biliar común se unen a nivel de la ampolla de Vater, envueltos solo por un esfínter muscular, el esfínter de Oddi.

Patologías

Un dolor abdominal intermitente en el cuadrante superior derecho, justo debajo del reborde costal puede ser causado por cálculos biliares incrustados en el conducto biliar común.[1] Los cálculos de la vesícula son llamados colelitiasis, y los cálculos del colédoco o incrustados en él son llamados coledocolitiasis.

La inflamación del conducto biliar se denomina colecistitis y puede causar estenosis y obstrucción de este conducto, obligando a la bilis a retroceder hacia el hígado causando ictericia. Dicho taponamiento puede causar pancreatitis. Ciertos tumores del páncreas pueden migrar al conducto biliar común o, en raros casos, iniciarse en él.[2]

Diagnóstico y tratamiento

Además del dolor agudo de abdomen, las patologías del conducto biliar común se presentan como un cuadro que se caracteriza por intolerancia a las comidas grasas, flatulencia, hinchazón abdominal, náuseas, vómitos, etc. Ciertos examenes de sangre (Amilasa, Lipasa) y de laboratorio así como la colangiografía y las imágenes tomográficas resuelven el diagnóstico.[3]

El tratamiento es casi siempre quirúrgica por medio de una operación llamada laparoscopia, aunque en ocasiones se realizan operaciones abiertas, dependiendo del caso y de los recursos.

Referencias

  1. Cirugía Laparoscópica avanzada y Gastroenterología Qx. [1]
  2. Manual Merck de Información Médica para el Hogar. Sección 10: Trastornos del Hígado y de la Vesícula Biliar. Capítulo 121. [2]
  3. PAREJA IBARS, E., ARTIGUES SANCHEZ DE ROJAS, E., VILLALBA FERRER, F. et al. Pseudopancreatitis y quistes de colédoco. Rev. esp. enferm. dig. [online]. 2004, vol. 96, no. 4 [citado 2007-08-21], pp. 277-278. Disponível em: [3]. ISSN 1130-0108.
 
Este articulo se basa en el articulo Conducto_biliar_común publicado en la enciclopedia libre de Wikipedia. El contenido está disponible bajo los términos de la Licencia de GNU Free Documentation License. Véase también en Wikipedia para obtener una lista de autores.
Su navegador no está actualizado. Microsoft Internet Explorer 6.0 no es compatible con algunas de las funciones de Chemie.DE.